CUZ Efemérides
Image default
30 de Mayo destacadas Mayo

30 de mayo Festividad de Santa Juana de Arco

Al escuchar su nombre lo primero en que pensamos es en una mujer valerosa y luchadora. Juana es una heroína, militar y santa francesa.

Nació en Domrémy, en la región de la Lorena, Francia. Cuando contaba con 17 años ya estaba en el ejército real francés. Era brillante y muy inteligente. En una de sus conversaciones con el rey Carlos VII para obtener la expulsión de los ingleses de Francia, éste le dio autoridad sobre su ejército.

Estuvo en el sitio de Orleans, la batalla de Patay y otros enfrentamientos durante los años 1429 y 1430. Las conquistas de Juana no solo eran para su ejército, ella oraba, se conectaba con Dios para proteger a sus compañeros, su fe era la mayor victoria.

Juana había tenido ciertas visiones y escuchaba mensajes que le sirvieron de guía. El 22 de abril estando en Melun, sintió las voces de Santa Catalina y Santa Margarita, le hicieron saber que sería capturada, pero no tenía por qué sufrir porque Dios le ayudaría a pasar el trance. Se había levantado un juicio en su contra, entre el 21 de febrero y el 23 de mayo de 1431, fue inicialmente acusada de hereje y sometida a intensos interrogatorios. Mientras transcurría estuvo presa en una de las torres del castillo de Felipe II que posteriormente pasó a llamarse “Torre de la Doncella”. La tarea no resultó sencilla porque Juana no mostraba el aspecto habitual de los herejes, parecía ser una buena cristiana convencida de su misión. Aun así, el tribunal no tardó en encontrar argumentos en contra suya.

En el mes de mayo el tribunal dictó sentencia y consideró que era mentirosa, sospechosa de herejía y blasfema hacia Dios y los Santos.

El 30 de mayo de 1431, tras haber sido confesada y haber comulgado, Juana de Arco, fue llevada hasta la plaza del Viejo Mercado de Rouen, donde previamente se habían levantado tres estrados. El primero para el cardenal Winchester y sus invitados, el segundo para los miembros del tribunal y el tercero para la sentenciada a muerte. Tras ser leída su sentencia, fue guiada hasta la hoguera.

Más que por la acción de las llamas, Juana de Arco falleció por el efecto del monóxido de carbono. El cuerpo fue reducido totalmente a cenizas, a excepción de algunos restos óseos que fueron posteriormente esparcidos en el rio Sena.

Tenía apenas 19 años. Varios volvieron a sus casas diciendo: “Hoy hemos quemado a una santa”. 23 años después, su madre y sus hermanos pidieron que se reabriera otra vez aquel juicio que se había hecho contra ella. Y el Papa Calixto III nombró una comisión de juristas, los cuales declararon que la sentencia de Juana fue una injusticia. El rey de Francia la declaró inocente y el Papa Benedicto XV la proclamó santa.

Artículos Relacionados

9 de mayo Día de la Victoria sobre el Nazismo

cultores

1 de octubre Día Nacional del Cacao Venezolano

cultores

21 de noviembre Día del Estudiante Universitario

cultores

Leave a Comment

* By using this form you agree with the storage and handling of your data by this website.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.